logo

(+511) 635-2008

(+51) 994-242424

informes@idi.edu.pe

Av. Javier Prado Este 6728, Of. 302A, Urb. Santa Patricia, La Molina

Mensaje del fundador

LikeBoxFB
Facebook By Weblizar Powered By Weblizar
Contador de visitas

 

Poder aprender y sobre todo querer aprender es muy importante, pero no es suficiente: hace falta saber cómo hacerlo bien, con eficacia, con buenos resultados, con alto rendimiento. No basta con disponer de excelentes autopistas para llegar con rapidez de un lugar a otro, sino que hay que saber, además, manejar bien, de modo que se le saque el mejor provecho al automóvil que cada uno tiene.Estudiar mal o no saber estudiar desmotiva, hace desconfiar de las propias capacidades, hace que parezca inútil el esfuerzo. Según el pedagogo español Gerardo Castillo, gran experto en metodología del estudio y profesor de la Universidad de Navarra:

 “Estudiar bien da sentido al trabajo de estudiar, mientras que estudiar mal convierte este trabajo en una actividad sin significado alguno para el que la realiza”

Estudiar bien, aplicando las diferentes estrategias de aprendizaje, da sentido a la labor de estudiar y mejora el rendimiento del esfuerzo por aprender. Por tanto, para estudiar bien hay que saber hacerlo; de este modo, el esfuerzo que se pone en estudiar es más eficaz, tiene sentido y se hace en menos tiempo.

Pero,…la práctica más importante en el estudio es la lectura y un buen lector es el que lee de prisa y comprende bien lo leído. La velocidad y la comprensión están íntimamente vinculados entre sí y existe una clara relación entre la velocidad de lectura y la comprensión lectora que varía según los diferentes tipos de lectura. Pero, asimismo, un buen lector es también aquel que sabe adaptarse a las distintas situaciones y tipos de textos. No es lo mismo leer poesía o una novela que leer un artículo científico.

Y, entonces,…   ¿qué es un lector eficaz?

Un lector eficaz es aquel que lee rápidamente, comprende lo que lee, adapta la velocidad y la comprensión lectora al tipo de texto que lee y a la intención con que lo lee y recuerda bien lo leído. Es un lector que logra una armonía o equilibrio entre la alta velocidad, rapidez y fluidez que alcanza y la alta comprensión lectora. Considero, como especialista y profesor de estrategias de aprendizaje, que en la actualidad es un reto para todas las personas lograr ser en la vida un lector eficaz. Y ello, sólo se logra con un entrenamiento, una preparación especializada y la práctica permanente.

Cumplida la lectura explorativa o prelectura del texto para extraer la idea general, lo propio de la lectura analítica o reflexiva es descubrir el mensaje principal del texto e identificar las ideas principales para luego marcarlas y subrayarlas, a través del subrayado lineal, estructural y de realce. Una vez cumplido el subrayado interesa elaborar un organizador para representar las ideas principales, secundarias y terciarias en forma lineal o gráfica. El aprendiz que conoce todas las técnicas que promueven la comprensión mediante la organización de las ideas tiene la capacidad de tomar la decisión de construir un resumen o un resumen crítico, esquemas, diagramas, cuadros, mapas cognitivos, círculos concéntricos o línea de tiempo, de acuerdo al contenido de cada tema que el alumno tenga que estudiar. Estos organizadores lineales o gráficos son una ayuda memoria que servirán para recordar, repasar y preparar los exámenes.

firma-idi

Augusto Pérez-Rosas Cáceres

Director-Fundador IDI

Abrir chat
Hola! ¿En qué podemos ayudarte?
Powered by